fbpx

Cartagena la Joya del Caribe Colombiano

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Cartagena de Indias, “La Joya del Caribe Colombiano”, “La Heroica” “La Bella” son varios de los sobrenombres que las personas utilizan para referirse a este bello lugar.  En lo personal, a mi me gusta llamarla la Heróica, más como homenaje a su valiente pueblo, el cual soportó estoicamente, embates de piratas y asechanzas de enemigos a lo largo de la historia. Sin embargo, al tildarla “La Bella” tampoco hago mal, pues hay que admitirlo, es uno de los lugares más bellos del planeta y lo digo sin el afán de parcializarme hacia esa hermosa ciudad.

¿Por qué Cartagena es la heroica?

La palabra heroica viene de héroe, y este viene del latín heros que a su vez viene del griego ἥρως. Bla, bla, bla.

Para no complicarnos mucho con esto, heroica significa valiente, que ha cometido virtudes heroicas, que es fuerte y leal, y Cartagena de Indias de manera sobrada, entra perfectamente en esta descripción.

Cartagena, “La Heroica” fue proclamada así por Simón Bolivar, debido a la gran admiración por la valentía y heroísmo de su gente, quienes, con un pequeño contingente de hombres, resistían tras la muralla, los ataques del invasor, general Pablo Murillo, con familias enteras sitiadas, sin alimentos y resistiendo hambre y enfermedad, por 105 días. Allí sucumbió la primera república, la que la historiografía colombiana conoce como la Patria Boba. Expugnada Cartagena.

Cartagena de Indias ha sido una ciudad especialmente asociada con la historia pirata, sí, al mejor estilo de las pintorescas películas de Hollywood, en vista que fue allí, donde se suscitaron cuantiosos ataques por parte de piratas originarios de Europa, los cuales encontraron en Cartagena, el lugar perfecto para saquear en aquella época, lo que la hizo en su tiempo, convertirse en la ciudad fortificada más importante de América del Sur y el Caribe.

¡Hoy la cosa es diferente!

Con el paso del tiempo, Cartagena ha perfeccionado su zona urbana, conservando su centro histórico y transformándose en uno de los puertos más importantes de Colombia, el Caribe y del mundo, así como muy importante destino turístico a nivel mundial. De hecho, su centro histórico conocido mejor como “Ciudad Amurallada”, fue declarado como “Patrimonio Nacional de Colombia” en 1959 y “Patrimonio de la Humanidad” en 1984 por la Unesco.  En el año 2007, debido a su atractiva arquitectura militar, recibió el galardón de “La Cuarta Maravilla de Colombia”.

Caminar por la Ciudad Amurallada, es un viaje en el tiempo. Es permitirse a si mismo, la oportunidad de vivir en carne propia el pasado, es deleitarse en cosas que a veces son tan simples, que, por esa simpleza, se pueden apreciar más. Para mencionar un ejemplo, sin que suene tan romántico, quiero mencionar el boquetillo. Un acceso a la Ciudad Amurallada que quizá para la mayoría de las transeúntes locales, pase desapercibido. Pero para aquellos que, por primera vez, tuvimos la oportunidad de visitar la ciudad, nos invita a pensar e imaginar, las voces de aquellos hombres que defendían esa entrada, aquellos niños jugando al otro lado, mientras estaban aislados. Casi, casi se puede oler en la piedra, fragmentos de la historia de la ciudad.

Continuando la caminata encontré gente muy amable, siempre dispuesta a ayudar y con una actitud de servicio que debo admitirlo, me sorprendió un poquitín, pues para ser honesto, esperaba un poco más de hostilidad en la gente, especialmente por lo que había escuchado acerca de los vendedores, pero para mi sorpresa, al contrario, siempre fui muy bien atendido y recibido en todos los lugares que decidí entrar a visitar.

A bordo del Bus Turístico de 2 pisos

Primero que nada, es muy importante recordar que debes imprimir el tiquete antes, mejor desde casa, para que lo presentes en el momento de ingresar al autobús. Si lo compras en línea, te llegará una orden/voucher y ese documento debes imprimirlo y presentarlo para abordar el autobús.

La mayor parte de la gente toma el bus cerca de las paradas de su hotel, lo cual es una buena idea en vista que salen bien desayunados o almorzados (depende de la hora), puestos protector solar, gorras y listos para la aventura. Mi caso, fue diferente. Quisimos empezar recorriendo la Ciudad Amurallada, comer todas las golosinas de la zona y hacer después el recorrido a bordo del bus turístico.

Eran 5:39pm y junto a mi familia nos embarcamos a bordo del autobús. Cansados un poco, si, después de todo, 90 minutos de caminata, son 90 minutos de caminata.

Nuestra siguiente parada fue el Castillo de San Felipe y aunque tuvimos todas las ganas de bajarnos nuevamente a conocerlo, las fuerzas ya no nos lo permitieron… ¡será mañana!, convenimos con mi familia, por ahora a seguir la ruta. No obstante, antes de continuar, debo hacer un pequeño paréntesis, para manifestar mi sorpresa ante la magnitud de tan colosal obra arquitectónica. Las autoridades locales han hecho una excelente labor manteniendo ese lugar, pues a pesar de los años, el Castillo de San Felipe, se ve tan robusto y colosal, como si hubiese sido construido hace pocos años.

Siguiendo con el recorrido, pasamos por el Museo de Rafael Nuñez, vaya yo a saber quien era ese señor, pero en el tour me explicaron que fue un presidente de la república de Colombia y que él había vivido en ese lugar. Un día quizá escriba a detalle de tan celebre personaje, por ahora sigo con el recorrido, y vamos avanzando hacia el Boquetillo, o entrada a la Ciudad Amurallada.

Para no extenderme mucho en las paradas, porque es como contar el inicio y el fin de una película y a nadie le gusta que se lo cuenten, bueno… “habrá por ahí alguien, no sé”. Me enfocaré mejor en cosas que considero vitales que el turista debería saber acerca del sitio. A manera de tips para el turista, desde mi perspectiva como padre de familia.

¿Que llevar consigo luego de salir del hotel?

Aliste una mochila y prepárese para llenarla con:

  • 2 botellas de agua por persona y guárdelas lo más frías posible.
  • Protector solar, colóqueselo y llévelo con usted, para que pueda en unas horas, volver a utilizarlo.
  • Lleve una tarjeta de crédito, para que no cargue tanto efectivo.
  • Tenga a mano moneda local.
  • Gorras o sombreros y asegúrese que sean lo suficientemente ajustadas, para que no se salgan volando en el momento del tour.
  • Bolsas pequeñas, porque a usted le va a dar hambre, con tantas cosas deliciosas que hay para comer. y querrá guardar algo y disfrutarlo más tarde.
  • Lleve su teléfono lo suficientemente cargado, y con suficiente espacio en su memoria, porque hay tantos lugares hermosos en Cartagena y tanto que ver, que usted va a querer tomar fotografías de todo.
  • Cargador de teléfono, o batería extra, usted sabe… por si acaso.

¿Como interactuar en el lugar?  

La gente en Cartagena de Indias es muy amable. Saben que viven del turismo, y es parte del negocio ser educado. Pero eso mismo es lo que este amable pueblo espera del turista, por ello, como dice aquel famoso refrán… «a la tierra que fueres, has lo que vieres» así que es importante considerar lo siguiente:

  • Saluda si te saludan. (parece lógico, pero no siempre lo es).
  • Si quieres tomarte fotografías con la gente, se cortés en preguntar si están de acuerdo.
  • En el caso de la mujer palenquera, personaje típico de la ciudad de Cartagena, si quieres tomarte una foto con ella, muy amablemente accederá, pero debes comprar algo de su fruta.
  • Evita confrontaciones con los vendedores en la calle. Si quieres algo, cómpralo. De lo contrario, un simple no, educado, pero firme, es suficiente para evitarte un mal rato.
  • La comida es deliciosa y fresca en la mayoría de los lugares. Disfruta de las delicias culinarias del lugar con confianza, pero si te brota una duda, es mejor buscar el siguiente puesto de comida. A veces, es bueno escuchar el propio instinto.
  • El transporte público no es el mejor de la ciudad, aprovecha utilizando el bus turístico de 2 pisos también para trasladarte. Al fin y al cabo, tiene una duración de 2 días y puedes subir y bajar las veces que desees.
  • Si te embarcaste en el Bus turístico (Hop On -Hop Off le llaman en idioma inglés) asegúrate de guardar bien el ticket (en Colombia tiquete) para que puedas también utilizarlo el día siguiente.

El día de mañana utilizaremos el bus de 2 pisos nuevamente durante la mañana y en la tarde, vendrán por nosotros para ir a conocer las Islas del Rosario, que, al ser tan famosas, tenemos muchas ganas de conocerlas, pero eso será motivo de un próximo tema.

Hasta una próxima oportunidad.

Alejandro Cisneros

Agrega un comentario.